22 mar. 2012

Riocueva también lo era...

En el año 2010 llevamos a cabo la actuación arqueológica "Proyecto Mauranus-Toma de muestras de materiales arqueológicos" con el objetivo de identificar nuevos contextos sepulcrales de época visigoda en cueva, a partir de la datación por Carbono 14 o Termoluminiscencia de restos conservados en superficie (huesos humanos, cerámica, etc.). Para ello contamos con la subvención de la Consejería de Educación, Cultura y Deporte del Gobierno de Cantabria.

Explorando  la Sala Sepulcral de la cueva del Portillo del Arenal

Teníamos una lista más o menos larga de candidatas que fue reduciéndose por diversas razones. Al final, sólo pudimos recoger muestras en seis yacimientos: cueva de Riocueva, cueva del Ñobre, cueva de Hoyos I, cueva del Portillo del Arenal, cueva del Cantal y cueva de Peñarrobra,  En todos los casos debíamos recoger huesos humanos para hacer dataciones de Carbono 14 y sólo nos salimos del guión en tres ocasiones: en Riocueva localizamos un magnífico fondo de vasija para datar por Termoluminiscencia, en Portillo del Arenal intentamos datar los caballos depositados en la Galería Inferior y en Hoyos I, por mucho que buscamos, no encontramos ni un hueso humano. Esta última cueva nos reservaba otra sorpresa que ya conoceremos más adelante.

Recogiendo un hueso humano en superficie de la cueva de Riocueva

En todas las cuevas se tenía noticia de la aparición de objetos de época visigoda o medieval, en algunos casos presuntamente asociados a restos humanos, pero sólo una de ellas ofreció el resultado esperado. Los restos humanos recogidos en Ñobre, Portillo del Arenal, Cantal y Peñarrobra resultaron ser de época prehistórica, entre el Neolítico Final y la Edad del Bronce para ser más exactos. Y el caballo del Portillo del Arenal, para nuestra sorpresa ¡tenía casi 10.000 años de antigüedad! Sorpresa porque siempre habíamos pensado que tenía algo que ver con los objetos de época tardoantigua...

Restos humanos del Bronce Antiguo en la cueva de Peñarrobra

Sólo Riocueva aportó dataciones de época visigoda... como era de esperar. Se nos puede tachar de ventajistas al hacer este comentario ahora, pero desde el momento en que pisamos la cueva lo dijimos: ¡ésta es buena, esta es buena...! Efectivamente, restos humanos datados por Carbono 14 en el siglo VII. No había duda, habíamos localizado otra "cueva sepulcral" de época visigoda. En 2011 se pudo datar por Termoluminiscencia el fondo de vasija, coincidiendo su fecha a grandes rasgos con la de los restos humanos.
Zona de la cueva de Riocueva donde se recogieron las muestras datadas en el siglo VII

No hemos dejado pasar la oportunidad y, entre octubre y noviembre de 2011, realizamos unos sondeos en Riocueva con prometedores resultados. Pero eso es otra historia que ya iremos desgranando...

6 comentarios:

  1. Helena Paredes22 mar. 2012 21:20:00

    Impresionante la dispersión ósea en superficie de la cueva de Peñarrobra. Ya podrían salir así las visigodas!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hay que tenerlos bien puestos para subir a Peñarrobra. Ya me sé yo de uno que subió una vez y juró que no vuelve más... Una pena, porque para un amante de los huesos el yacimiento es impresionante (y lo que no se ve porque está enterrado o en el MUPAC)

      Eliminar
    2. No niego que me alegré al saber que los restos humanos eran prehistóricos y no tardoantiguos, para no tener que enfrentarme de nuevo a la "subidita" dichosa.

      Eliminar
    3. La verdad es que se le ponen los dientes largos a una que yo me sé viendo las fotos de esos huesacos!!! Ni comparación con los del XII de año pasado ¿eh?

      Eliminar
    4. ¿Acaso las migas no son también pan? Si disfrutas con las fotos de huesos estate atenta, esta semana habrá más fotos de Peñarrobra. Por cierto, Changel tiene un "regalo" para ti.

      Eliminar
    5. No había leído esta respuesta...ya, ya me dio el "regalo", aunque a decir verdar a día de hoy ni lo he podido echar un ojo....

      A ver si en el puente....

      Eliminar